Parroquia – Página 2 – PARROQUIA MAYOR DE SAN PEDRO APOSTOL DE GIJON

Se montó el Belén en San Pedro

Otros años por estas fechas solíamos hacer una representación del Nacimiento de Jesús en la parroquia con los niños de catequesis.

Este año por las circunstancias no se puede hacer. Así que desde el grupo de Perseverancia se nos ocurrió presentar el Belén de la parroquia, desde el punto de vista de las integrantes del grupo. Y por ello hicimos este video para nuestro canal de YouTube.

Queremos agradecer un montón a los belenistas José Antonio Braga (Toño) y José Manuel Guadamuro (José) por el trabajo tan estupendo que han hecho. Te puedes pasar un buen rato viendo la cantidad de detalles tan maravillosos que tienen.

Y con ello desearos a todos una Feliz y Santa Navidad

Navidad 2021

Estimadas familias:
Os deseamos una Feliz Navidad.
Al mismo tiempo os hacemos partícipes de esta cristiana y
humana reflexión. No deja de ser un misterio que nos interroga
el que Jesús, el Niño Dios, haya querido nacer pobre y en un
Portal.
Por ello, la Navidad ha sido siempre y es una llamada a la
caridad, al amor a los más necesitados, a la solidaridad.
Esta Navidad os proponemos colaborar con la Asociación MAR.
Es una asociación que ayuda a Madres gestantes y a Madres en
dificultad, proporcionándoles artículos de primera necesidad,
pañales, leche y productos de alimentación e higiene para sus
bebés.
Si deseáis y queréis colaborar podéis donar y enviar por
vuestros hijos al Centro Parroquial alguno de los productos que
enumeramos a continuación, para que se lo entreguen a su
catequista.
Pueden ser Pañales (tallas 2 a 5), leche (1 y 2) Toallitas,
cereales …

  • El final de la catequesis, antes de las vacaciones, será el 23 de
    Diciembre, pero no olvidéis que las misas de niños las habrá
    durante las fiestas propias de Navidad, una de ellas la de la
    Sagrada Familia que este año es el domingo, día, 26.
    Os reiteramos nuestro deseo de una Feliz y cristiana Navidad.
    Un saludo afectuoso

D. Javier y los Catequistas

Instrucciones para elegir fecha

Os enviamos las instrucciones para elegir la fecha de las primeras comuniones.

Este es el formulario Actualmente esta protegido con contraseña, esta protección se quitará el 6 de diciembre a partir de las 10 de la mañana.

La hora de la celebración sería: los domingos 11:45 horas de la mañana.

Los ensayos son obligatorios

Serian grupos de no más de 20niñ@s

Las días previstos para las Primeras Comuniones  y correspondiente fecha del ensayo son las siguientes:

+15 de Mayo, Domingo

*Ensayo el jueves 12 de mayo a las 7:30 de la tarde.

+22 de mayo, Domingo

*Ensayo el jueves 19 de mayo a las 7:30 de la tarde.

+29 de mayo, Domingo

*Ensayo el jueves 26 de mayo a las 7:30 de la tarde.

+5 de junio, Domingo

*Ensayo el  jueves 3 de junio a las 7:30 de la tarde.

Para facilitar la elección de fechas ponemos a vuestra disposición este formulario donde  están  señalados los días. Clicais en el círculo correspondiente a la fecha elegida. Cada día tiene un máximo de 20niñ@s. Una vez completado el grupo de 20niñ@s, no admite más y debéis elegir otro día  de los señalados en el cuadro de fechas.

Para comenzar,  tenéis que  poner  en los rectángulos  correspondientes:

     1.- Primer rectángulo: uno de los teléfonos que pusisteis en la ficha de inscripción

      2.- Segundo rectángulo: vuestro  e-mail

Ante cualquier duda contactad con los catequistas

Un saludo

Don Javier y los catequistas

La gran obra

¡Qué intensa emoción sintió aquel hombre cuando estando en oración Dios le pidió que llevase a cabo aquella gran Obra¡ El mismo Dios le había asegurado que no desesperase que él le proveería de lo necesario.

Empezó la obra poniendo todas sus fuerzas todo su corazón y toda su alma y poco a poco se empezaba a vislumbrar lo grande que sería aquello, empezaron a llegar donativos y también personas dispuestas a ayudar, pero él los rechazaba a todos, no eran tan buenos como él. No era él, acaso, el elegido para llevar a cabo aquella gran Obra.

Poco a poco el trabajo se fue haciendo más rutinario, más cansado, más pesado y más molesto; hasta un punto en el que ya se le hacía insoportable. Los donativos también dejaron de llegar. Como iba pues a ser capaz de llevar a cabo su gran Obra. Dios le había abandonado.

Tampoco nadie venía para apoyarle. A punto estaba de tirar la toalla cuando pasó por allí un anciano. El anciano se quedó contemplando aquella obra y exclamó:

-Bonita obra, como me gustaría que se acabase.

En estos momentos el hombre le dijo al anciano:

-No puedo más, Dios me ha abandonado. Él me prometió que nada me faltaría y, ya ves, no tengo ayudantes no tengo dinero y no tengo fuerzas. Dios me ha abandonado.

El anciano le dijo:

-Alguna vez te dijo Dios que la obra la tenías que hacer tu solo?

-No -le contesto el hombre,- los ayudantes que surgieron no estaban a la altura.

-Ah ¿no?… y no sería que no quisiste escucharles, o no quisiste guiarles. Dios no nos pide nada imposible, nunca, lo que pasa es que a veces no queremos llevar a cabo lo que Él nos pide para su honor y gloria, sino que lo queremos llevar a cabo para el nuestro y así las cosas no funcionan.

En ese momento el hombre se dio cuenta de su error, le pidió perdón a Dios de todo corazón y también pidió perdón a los que habían tratado de ayudarle. Éstos volvieron y le ayudaron.

Y sabéis la obra fue mas majestuosa y grandiosa por que tenia también el aporte de mas personas, y por que no solo acercaría a Dios a los hombres en el futuro sino en todo el tiempo en el que se llevo acabo.

En cuanto al hombre aprendió que uno solo no puede hacer mucho y al anciano se le vio varias veces más por ahí, cada vez que alguien decía “eso sólo lo puedo hacer yo” o las tareas se volvían rutinarias. En ese momento él les sonreía e, inmediatamente, alguien se arrepentía y volvía a trabajar con los demás y para los demás, que es tal y como Dios quiere que hagamos las cosas.

La palabra en el tiempo 80

La esperanza en un mañana mejor, de un futuro mejor constituye parte de nuestro vivir existencial. Hay veces que las cosas pueden presentarse tan oscuras y difíciles que, en lenguaje coloquial, solemos decir: “Virgencita, Virgencita que me quede como estoy”. Pero siempre pensamos y nos preocupa lo que nos espera. Buscamos  y luchamos por vivir “algo mejor”. Queremos que nos vaya bien en la vida y lo deseamos para familiares y amigos. La confianza en que todo nos vaya mejor es un motor y acicate que nos sostiene en el trabajo y en los esfuerzos de cada día.

Por eso, cuando la esperanza se apaga, se apaga y se desilusiona también nuestra vida. En lenguaje coloquial solemos sentenciar con frecuencia ese dicho tan popular: “La esperanza es lo último que se pierde”,  porque “es la misma vida defendiéndose”.

Conviene no confundirla con cualquier reacción eufórica o con optimismo fugaces. Es, sobre todo, una actitud permanente, un estilo de vida, un encarar el futuro con confianza, con lucha decidida. Hay que trabajarla.

Como, en este tiempo, estamos aguantando una lluvia pertinaz de “fake news”,  envueltas en lenguaje engañoso, es decir, mentiras, algunos confunden la esperanza con el “progresismo”, que parece ser el nuevo nombre del futuro, o de la arcadia feliz, prometiéndonos que todo va a caer de su cielo o nos lo van a traer ellos vestidos de magos.

La esperanza es un actitud del alma y necesita motivaciones serias para mantenerla viva. No se sostiene en el aire. El que tiene esperanza se esfuerza en transformar la realidad.

Entramos en el Adviento. Es el tiempo propio en que la fe y la cultura cristiana cultiva principalmente  esta indispensable y eficaz virtud y cualidad. Esperamos el encuentro con Dios. Es el verdadero motivo. Si no fuera iniciativa suya este encuentro se lo suplicaríamos o se lo exigiríamos.

El próximo domingo, comienza con el Adviento un nuevo ciclo litúrgico. San Lucas es el evangelista.  Nos invita a levantar la cabeza y a estar siempre despiertos, porque viene ·el Hijo del Hombre. Ya sabéis cómo y en dónde. En Belén tiene uno de sus mejores motivos la esperanza.

La palabra en el tiempo 79

Es un dicho popular que “la mentira tiene las patas cortas”. Últimamente da la
sensación de que le han crecido y que la mentira va ganando terreno
haciéndose usual, no solo en nuestras conversaciones cotidianas, sino en las
manifestaciones de las personas con responsabilidades y que nos gobiernan. Lo
grave es que se toleran y se minusvaloran con dejada pasividad. Leo en uno de
los escritores famosos de la actualidad: “El problema no es que alguien con
poder sobre vidas y economías mienta. Todos lo hacen, tarde o temprano. El
problema grave es cuando a demasiada gente no le importa en absoluto que les
mientan” En esta situación estamos. No se ven actos o gestos por defender el
derecho de la persona a la verdad. No se convocan manifestaciones criticando o
indignándose contra las mentiras graves y manipuladoras, como son frecuentes
las protestas contra otras injusticias.
Nos dejamos engañar con facilidad. Una de las formas de hacerlo es cambiando
el lenguaje y llamando a las cosas de otra manera. A muchas mentiras o relatos
ahora se las llama “postverdad”. Tan actual y común se ha hecho esta
nominación que la ha recogido el diccionario de Oxford como palabra del año
en 2016. La RAE la ha recogido también en su diccionario y la define así:
“Distorsión deliberada de una realidad, que manipula creencias y emociones con
el fin de influir en la opinión pública y en actitudes sociales”. No es una
banalidad. Influye seriamente degradando la vida democrática. La posverdad ha
tenido gran influencia en el Brexit británico, en la llegada a la presidencia de los
EE:UU. de Trump, en los negacionistas de la vacuna contra el “covid19” y del
calentamiento climático. También en el referendum independentista de
Cataluña y ahora en la ley de la llamada “Memoria democrática”. En todos estos
eventos, se pone de manifiesto que, a la hora de contar la realidad, las
opiniones y emociones tiene más peso que los datos reales y objetivos.
Desde siempre se ha afirmado y demostrado que todo hombre es un buscador
de la verdad. Nada humano, y social y políticamente válido, se puede construir
sobre la mentira y el engaño. Buscamos sobre todo la verdad existencial: ¿Quién
soy yo?, ¿Cuál es la razón de mi vida? ¿cuál es su verdad?
En el evangelio del próximo domingo, final del año litúrgico y fiesta de Jesucristo
, Señor y Rey del Universo, hay un diálogo sorprendente entre Jesús acusado y
reo y el Pilatos poderoso, en que Jesús se presenta como “testigo de la verdad”.
La verdad última y esencial es que somos “hijos de Dios”, de un Dios que nos
ama infinitamente y, en la cruz, lo va a acreditar en testimonio de la verdad.

Amaguesto 2021

                        Estimadas familias:

Les recordamos que:

+ El próximo día 20 de noviembre, sábado, hacia las 17 h., se organizará un “Amagüestu” en la “Quinta S. Eutiquio” en Castiello de Bernueces, C/Camín de San Miguel. Estáis invitados todos los niños/as y sus familias.

A las 16:30 h. saldrá un autocar desde nuestra Parroquia, junto al Colegio Santo Ángel. Hacia las 19 h. regresará al mismo lugar.

Si pensáis asistir a esta fiesta, comunicad antes de día 18 a la catequista cuntos venís.

Si veinis en Autobus decídnoslo para calcular las plazas

                                                           Atentamente

                                                                       D. Javier y los Catequistas

¡Apuntate a Confirmación!

¡Bienvenido a la catequesis de Confirmación la parroquia de San Pedro de Gijón!

Nombre*

Apellidos *

Teléfono*

Email*

Fecha de nacimiento

La catequesis de Confimación empieza el día 20 de noviembre.

Elige un día, en caso de no elegir entendemos que nos dejas elegir a nosotros


Observaciones

Reuniones Catequesis

Hay un cambio en las reuniones de Catequesis

La de segundo se mantiene. LA REUNION DE TERCERO CAMBIA

  • 22/10/2021 Reunión con los padres de segundo curso de catequesis a las 18:00
  • 5/11/2021 Reunión con los padres de tercer curso de catequesis a las 18:00

Disculpen las molestias



Mi primer día de cate

Hola, soy José y he empezado ayer la catequesis. Quiero contároslo todo.

Como me cuesta un poco esto de escribir en el ordenador, yo se lo dicto a mi hermana Clara y ella, que es la mejor hermana del mundo, os lo va a escribir.

Ayer hacía un día muy bonito y mis papás y Clara me llevaron al cate. Yo tenia muchas ganas y muchos nervios a la vez. De la que entramos nos miraron la temperatura con un termómetro de esos de pistola y me echaron gel en las manos.

Vimos la peli de la “Oveja perdida” de “La casita sobre la roca”, a mi me gustó mucho.

Tras la peli pasaron lista y mi catequista es un señor, yo pensé que los catequistas eran todos señoras pero el mío es un señor, es muy simpático, explica muy bien las cosas y contesta a todo lo que le preguntamos.

Fuimos a la clase y empezamos a decir nuestros nombres, y le preguntamos qué íbamos a hacer allí, si podíamos ir al parque, si podíamos dibujar…

Él nos dijo que cada cosa a su tiempo, signifique lo que signifique eso. Entonces nos preguntó para qué estábamos allí. Y alguien contestó que para “hacer la catequesis” y otro “para saber de Jesús”, entre otras muchas cosas.

El catequista nos dijo que igual que nosotros vivíamos en una familia y nos queríamos mucho, allí íbamos a descubrir que vivíamos en una familia más grande con un Papá, una Mamá y un hermano mayor que es Jesús.

Después nos llevó a hablar con Jesús a la capilla. Nos enseñó a saludarle con un saludo especial que se llama genuflexión. El primero de los niños se arrodilló en una cosa que hay delante de la silla y todos hicimos lo mismo.

Nos dijo que Jesús estaba allí y señaló un cofre que tenía una luz encendida cerca. Nos dijo que se llamaba sagrario y que para hablar con Jesús teníamos la oración.

Entonces llegaron unos niños de tercero con su catequista, esa sí es señora, preguntó que si podían unirse a la oración y saludaron a Jesús igual que nosotros. Juntos rezamos un Padrenuestro y nos sentamos.

Nuestro catequista nos empezó a explicar todo lo que hay en la capilla, el sagrario, el altar, la cruz, la virgen María.

Entonces un niño dijo: “Ésa no es la Virgen María es la Virgen de Covadonga, que lo sé yo, que la fui a ver con mis papás”.

El catequista le preguntó si él se había vestido igual ayer que hoy o si va igual vestido para ir al cole que al parque y, aunque el niño le pareció rara la pregunta, le respondió que no, que se vestía distinto.

Entonces él nos explicó que la Virgen María es la mamá de Jesús y la madre de todos y que, como la queremos tanto, en cada sitio la vestimos como más nos gusta y le damos un nombre cariñoso. Y que la Virgen del Carmen, la de Covadonga, la del Pilar, la de Guadalupe y muchas más son todas la misma.

Otro niño señalando el crucifijo le preguntó que por qué estaba Jesús sangrando y él nos dijo que porque nos quería mucho, pero antes de que pudiese explicarnos más, otro dijo que le faltaba el agujero de la lanza y la corona de espinas, en la iglesia del pueblo de los abuelos la tenía.

El catequista explicó que el artista que había hecho este Cristo prefirió centrarse en otras cosas como su mirada hacia nosotros, éste es el Cristo de la misericordia.

La otra catequista pidió contarnos una historia muy bonita, no os la cuento toda por que esto se alargaría mucho, pero lo importante de la historia es que en la cruz, donde parece que Jesús está, no está; es como una foto un recuerdo. Y, sin embargo, en el sagrario, donde no parece que está, sí que está.

Alguien dijo que cómo se podía meter ahí Jesús. Yo lo sé por que este verano fui monaguillo, pero preferí que se lo explicara el catequista, que lo hizo muy bien y dijo que, si lo queríamos ver, fuésemos a misa el domingo y nos fijásemos en la consagración. Aunque él lo explicó todo yo no lo voy a poner aquí.

A la catequista alguien le pregunto qué le habían regalado el día de su primera comunión y ella le dijo: ” El regalo más grande que recibí ese día que fue recibir a Jesús y saber que Dios me ama y que podía recibirlo siempre”.

Los mayores rezaron todos un poquito y se fueron. Después nosotros también lo hicimos, pedimos por nuestros papás, que se acabe del todo el coronavirus, un niño dio gracias por la comida yo di gracias por el catecismo y mi familia.

Después volvimos a la clase recogimos todo y nos fuimos un poquito ¡¡¡al parque!!!

Allí fueron mis papas que se quedaron hablando con mi catequista. Me gusta esto del Cate y recordad que nos vemos a las 12 en misa!!!

Parroquia – Página 2 – PARROQUIA MAYOR DE SAN PEDRO APOSTOL DE GIJON

Se montó el Belén en San Pedro

Otros años por estas fechas solíamos hacer una representación del Nacimiento de Jesús en la parroquia con los niños de catequesis.

Este año por las circunstancias no se puede hacer. Así que desde el grupo de Perseverancia se nos ocurrió presentar el Belén de la parroquia, desde el punto de vista de las integrantes del grupo. Y por ello hicimos este video para nuestro canal de YouTube.

Queremos agradecer un montón a los belenistas José Antonio Braga (Toño) y José Manuel Guadamuro (José) por el trabajo tan estupendo que han hecho. Te puedes pasar un buen rato viendo la cantidad de detalles tan maravillosos que tienen.

Y con ello desearos a todos una Feliz y Santa Navidad

Navidad 2021

Estimadas familias:
Os deseamos una Feliz Navidad.
Al mismo tiempo os hacemos partícipes de esta cristiana y
humana reflexión. No deja de ser un misterio que nos interroga
el que Jesús, el Niño Dios, haya querido nacer pobre y en un
Portal.
Por ello, la Navidad ha sido siempre y es una llamada a la
caridad, al amor a los más necesitados, a la solidaridad.
Esta Navidad os proponemos colaborar con la Asociación MAR.
Es una asociación que ayuda a Madres gestantes y a Madres en
dificultad, proporcionándoles artículos de primera necesidad,
pañales, leche y productos de alimentación e higiene para sus
bebés.
Si deseáis y queréis colaborar podéis donar y enviar por
vuestros hijos al Centro Parroquial alguno de los productos que
enumeramos a continuación, para que se lo entreguen a su
catequista.
Pueden ser Pañales (tallas 2 a 5), leche (1 y 2) Toallitas,
cereales …

  • El final de la catequesis, antes de las vacaciones, será el 23 de
    Diciembre, pero no olvidéis que las misas de niños las habrá
    durante las fiestas propias de Navidad, una de ellas la de la
    Sagrada Familia que este año es el domingo, día, 26.
    Os reiteramos nuestro deseo de una Feliz y cristiana Navidad.
    Un saludo afectuoso

D. Javier y los Catequistas

Instrucciones para elegir fecha

Os enviamos las instrucciones para elegir la fecha de las primeras comuniones.

Este es el formulario Actualmente esta protegido con contraseña, esta protección se quitará el 6 de diciembre a partir de las 10 de la mañana.

La hora de la celebración sería: los domingos 11:45 horas de la mañana.

Los ensayos son obligatorios

Serian grupos de no más de 20niñ@s

Las días previstos para las Primeras Comuniones  y correspondiente fecha del ensayo son las siguientes:

+15 de Mayo, Domingo

*Ensayo el jueves 12 de mayo a las 7:30 de la tarde.

+22 de mayo, Domingo

*Ensayo el jueves 19 de mayo a las 7:30 de la tarde.

+29 de mayo, Domingo

*Ensayo el jueves 26 de mayo a las 7:30 de la tarde.

+5 de junio, Domingo

*Ensayo el  jueves 3 de junio a las 7:30 de la tarde.

Para facilitar la elección de fechas ponemos a vuestra disposición este formulario donde  están  señalados los días. Clicais en el círculo correspondiente a la fecha elegida. Cada día tiene un máximo de 20niñ@s. Una vez completado el grupo de 20niñ@s, no admite más y debéis elegir otro día  de los señalados en el cuadro de fechas.

Para comenzar,  tenéis que  poner  en los rectángulos  correspondientes:

     1.- Primer rectángulo: uno de los teléfonos que pusisteis en la ficha de inscripción

      2.- Segundo rectángulo: vuestro  e-mail

Ante cualquier duda contactad con los catequistas

Un saludo

Don Javier y los catequistas

La gran obra

¡Qué intensa emoción sintió aquel hombre cuando estando en oración Dios le pidió que llevase a cabo aquella gran Obra¡ El mismo Dios le había asegurado que no desesperase que él le proveería de lo necesario.

Empezó la obra poniendo todas sus fuerzas todo su corazón y toda su alma y poco a poco se empezaba a vislumbrar lo grande que sería aquello, empezaron a llegar donativos y también personas dispuestas a ayudar, pero él los rechazaba a todos, no eran tan buenos como él. No era él, acaso, el elegido para llevar a cabo aquella gran Obra.

Poco a poco el trabajo se fue haciendo más rutinario, más cansado, más pesado y más molesto; hasta un punto en el que ya se le hacía insoportable. Los donativos también dejaron de llegar. Como iba pues a ser capaz de llevar a cabo su gran Obra. Dios le había abandonado.

Tampoco nadie venía para apoyarle. A punto estaba de tirar la toalla cuando pasó por allí un anciano. El anciano se quedó contemplando aquella obra y exclamó:

-Bonita obra, como me gustaría que se acabase.

En estos momentos el hombre le dijo al anciano:

-No puedo más, Dios me ha abandonado. Él me prometió que nada me faltaría y, ya ves, no tengo ayudantes no tengo dinero y no tengo fuerzas. Dios me ha abandonado.

El anciano le dijo:

-Alguna vez te dijo Dios que la obra la tenías que hacer tu solo?

-No -le contesto el hombre,- los ayudantes que surgieron no estaban a la altura.

-Ah ¿no?… y no sería que no quisiste escucharles, o no quisiste guiarles. Dios no nos pide nada imposible, nunca, lo que pasa es que a veces no queremos llevar a cabo lo que Él nos pide para su honor y gloria, sino que lo queremos llevar a cabo para el nuestro y así las cosas no funcionan.

En ese momento el hombre se dio cuenta de su error, le pidió perdón a Dios de todo corazón y también pidió perdón a los que habían tratado de ayudarle. Éstos volvieron y le ayudaron.

Y sabéis la obra fue mas majestuosa y grandiosa por que tenia también el aporte de mas personas, y por que no solo acercaría a Dios a los hombres en el futuro sino en todo el tiempo en el que se llevo acabo.

En cuanto al hombre aprendió que uno solo no puede hacer mucho y al anciano se le vio varias veces más por ahí, cada vez que alguien decía “eso sólo lo puedo hacer yo” o las tareas se volvían rutinarias. En ese momento él les sonreía e, inmediatamente, alguien se arrepentía y volvía a trabajar con los demás y para los demás, que es tal y como Dios quiere que hagamos las cosas.

La palabra en el tiempo 80

La esperanza en un mañana mejor, de un futuro mejor constituye parte de nuestro vivir existencial. Hay veces que las cosas pueden presentarse tan oscuras y difíciles que, en lenguaje coloquial, solemos decir: “Virgencita, Virgencita que me quede como estoy”. Pero siempre pensamos y nos preocupa lo que nos espera. Buscamos  y luchamos por vivir “algo mejor”. Queremos que nos vaya bien en la vida y lo deseamos para familiares y amigos. La confianza en que todo nos vaya mejor es un motor y acicate que nos sostiene en el trabajo y en los esfuerzos de cada día.

Por eso, cuando la esperanza se apaga, se apaga y se desilusiona también nuestra vida. En lenguaje coloquial solemos sentenciar con frecuencia ese dicho tan popular: “La esperanza es lo último que se pierde”,  porque “es la misma vida defendiéndose”.

Conviene no confundirla con cualquier reacción eufórica o con optimismo fugaces. Es, sobre todo, una actitud permanente, un estilo de vida, un encarar el futuro con confianza, con lucha decidida. Hay que trabajarla.

Como, en este tiempo, estamos aguantando una lluvia pertinaz de “fake news”,  envueltas en lenguaje engañoso, es decir, mentiras, algunos confunden la esperanza con el “progresismo”, que parece ser el nuevo nombre del futuro, o de la arcadia feliz, prometiéndonos que todo va a caer de su cielo o nos lo van a traer ellos vestidos de magos.

La esperanza es un actitud del alma y necesita motivaciones serias para mantenerla viva. No se sostiene en el aire. El que tiene esperanza se esfuerza en transformar la realidad.

Entramos en el Adviento. Es el tiempo propio en que la fe y la cultura cristiana cultiva principalmente  esta indispensable y eficaz virtud y cualidad. Esperamos el encuentro con Dios. Es el verdadero motivo. Si no fuera iniciativa suya este encuentro se lo suplicaríamos o se lo exigiríamos.

El próximo domingo, comienza con el Adviento un nuevo ciclo litúrgico. San Lucas es el evangelista.  Nos invita a levantar la cabeza y a estar siempre despiertos, porque viene ·el Hijo del Hombre. Ya sabéis cómo y en dónde. En Belén tiene uno de sus mejores motivos la esperanza.

La palabra en el tiempo 79

Es un dicho popular que “la mentira tiene las patas cortas”. Últimamente da la
sensación de que le han crecido y que la mentira va ganando terreno
haciéndose usual, no solo en nuestras conversaciones cotidianas, sino en las
manifestaciones de las personas con responsabilidades y que nos gobiernan. Lo
grave es que se toleran y se minusvaloran con dejada pasividad. Leo en uno de
los escritores famosos de la actualidad: “El problema no es que alguien con
poder sobre vidas y economías mienta. Todos lo hacen, tarde o temprano. El
problema grave es cuando a demasiada gente no le importa en absoluto que les
mientan” En esta situación estamos. No se ven actos o gestos por defender el
derecho de la persona a la verdad. No se convocan manifestaciones criticando o
indignándose contra las mentiras graves y manipuladoras, como son frecuentes
las protestas contra otras injusticias.
Nos dejamos engañar con facilidad. Una de las formas de hacerlo es cambiando
el lenguaje y llamando a las cosas de otra manera. A muchas mentiras o relatos
ahora se las llama “postverdad”. Tan actual y común se ha hecho esta
nominación que la ha recogido el diccionario de Oxford como palabra del año
en 2016. La RAE la ha recogido también en su diccionario y la define así:
“Distorsión deliberada de una realidad, que manipula creencias y emociones con
el fin de influir en la opinión pública y en actitudes sociales”. No es una
banalidad. Influye seriamente degradando la vida democrática. La posverdad ha
tenido gran influencia en el Brexit británico, en la llegada a la presidencia de los
EE:UU. de Trump, en los negacionistas de la vacuna contra el “covid19” y del
calentamiento climático. También en el referendum independentista de
Cataluña y ahora en la ley de la llamada “Memoria democrática”. En todos estos
eventos, se pone de manifiesto que, a la hora de contar la realidad, las
opiniones y emociones tiene más peso que los datos reales y objetivos.
Desde siempre se ha afirmado y demostrado que todo hombre es un buscador
de la verdad. Nada humano, y social y políticamente válido, se puede construir
sobre la mentira y el engaño. Buscamos sobre todo la verdad existencial: ¿Quién
soy yo?, ¿Cuál es la razón de mi vida? ¿cuál es su verdad?
En el evangelio del próximo domingo, final del año litúrgico y fiesta de Jesucristo
, Señor y Rey del Universo, hay un diálogo sorprendente entre Jesús acusado y
reo y el Pilatos poderoso, en que Jesús se presenta como “testigo de la verdad”.
La verdad última y esencial es que somos “hijos de Dios”, de un Dios que nos
ama infinitamente y, en la cruz, lo va a acreditar en testimonio de la verdad.

Amaguesto 2021

                        Estimadas familias:

Les recordamos que:

+ El próximo día 20 de noviembre, sábado, hacia las 17 h., se organizará un “Amagüestu” en la “Quinta S. Eutiquio” en Castiello de Bernueces, C/Camín de San Miguel. Estáis invitados todos los niños/as y sus familias.

A las 16:30 h. saldrá un autocar desde nuestra Parroquia, junto al Colegio Santo Ángel. Hacia las 19 h. regresará al mismo lugar.

Si pensáis asistir a esta fiesta, comunicad antes de día 18 a la catequista cuntos venís.

Si veinis en Autobus decídnoslo para calcular las plazas

                                                           Atentamente

                                                                       D. Javier y los Catequistas